El concepto de Shanti Vida nació de mi deseo de convertir las desgracias de la vida en fortunas. Este cambio de actitud y percepción me permitió generar un profundo amor por mí y los que me rodean. No era solo un deseo, sino una necesidad. En 2017, me diagnosticaron cáncer de mama triple negativo. Cuando me enfrenté a esta situación, no pude evitar pensar que mis años de abuso y odio hacia mí mismo jugaron un papel importante en mi enfermedad. Mi deseo era no solo encontrar formas de sobrellevar la situación, sino también aprender cómo llegué aquí y cómo continuar. Al final, tenía miedo de dejar este mundo sin haber vivido fiel a mi propósito. Decidí cambiar la forma en que vivo hoy y ahí comenzó mi proceso. Ahora y durante el resto de mi viaje quiero dedicarme a compartir y generar positividad y amor. Quiero continuar con mi propia curación y ayudar a otros a curarse también entendiendo el verdadero significado: que la vida es un viaje y no un destino.

La forma en que creo que podemos comenzar a hacer esto es deteniendo la «superación personal» y comenzando con la «exploración personal». 

Creo que la vida se trata de divertirse y celebrar el amor. Quiero compartir y generar positividad con Shanti Vida.